Global

Mueren 1.2 millones de adolescentes al año por causas "prevenibles":OMS

Mueren 1.2 millones de adolescentes al año por causas

A nivel global, en tanto, el trabajo de la OMS refleja que mientras que en los varones adolescentes los accidentes de tránsito continúan en primer lugar, entre las mujeres esta causa conforma el quinto motivo de fallecimiento, dando como primer lugar las infecciones respiratorias, fundamentalmente en la franja de 10 a 14 años.

Los accidentes de tráfico (115.302), las infecciones respiratorias (72.655), los suicidios (67.149), las enfermedades diarreicas (63.575) y los ahogamientos (57.125) fueron las principales causas de muerte entre los adolescentes en 2015, de acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS).

En 2015, más de dos terceras partes de estas muertes ocurrieron en países de ingresos medianos y bajos de África y Asia Sudoriental. Le sigue en la estadística la muerte por infecciones respiratorias, consecuencia del daño del medio ambiente y los suicidios, propios de contextos sociales que llevan a banalizar la existencia. En Europa es la primera entre los menores, señala el estudio, que no aporta cifras por regiones.

Otro dato relevante fue el incremento de muertes por accidentes viales: cerca de 1,25 millones de personas murieron de lesiones por esta causa en 2013, lo que representa un aumento del 13 por ciento respecto al 2000; además, las lesiones causadas por el tránsito son la principal causa de muerte entre las personas de 15 a 29 años. "Pero en muchos casos, adolescentes que sufren de trastornos de salud mental, abuso de sustancias o mala nutrición no pueden obtener servicios de prevención y atención, porque los servicios no existen o porque no saben de ellos", indicó.

Sin embargo, en países de ingresos bajos y medios de África, las enfermedades transmisibles como el Síndrome de Inmunodeficiencia Adquirida (SIDA), las infecciones respiratorias, la meningitis y las enfermedades diarreicas fueron las mayores causas de muerte entre los adolescentes. Para Bustreo, inversiones relativamente modestas dirigidas a este grupo de población resultarían en una generación de adultos más saludable, dado que es en la adolescencia cuando las personas desarrollan comportamientos de riesgo que tienen un impacto importante en su futuro, tales como la una mala alimentación, inactividad física o prácticas sexuales peligrosas.

Si bien las cosas han mejorado considerablemente en los últimos años, muchos países todavía no recopilan de forma sistemática datos de buena calidad, dijo Marie-Paule Kieny, subdirectora general de la OMS para Sistemas y Servicios de Salud, en un comunicado. Muchas de estas muertes se podrían evitar mejorando los servicios sanitarios.

El informe recomienda "intervenciones en todos los sectores" entre los cuales están la educación sexual integral en las escuelas; más rigurosos límites de edad para el consumo de alcohol; obligar el uso de cinturones y cascos a través de leyes y reducir el acceso y el uso indebido de las armas de fuego.