Economía

El biodiésel ingresaría a Europa en 15 días

El biodiésel ingresaría a Europa en 15 días

Tras los obstáculos impuestos por Estados Unidos, el Gobierno se entusiasma con la reapertura de la Unión Europea (UE) al biodiesel argentino.

El mercado europeo se encuentra cerrado al biodiésel argentino desde 2013, cuando la UE aplicó impuestos de entre un 22% y un 25,7% a sus embarques.

Para el Gobierno, además, "la decisión de la UE es, además, una señal positiva de respeto a las reglas del comercio internacional".

Cuando los ánimos estaban por el piso, los productores de biodiesel argentinos experimentaron una suerte de resurrección cuando se conoció la noticia de que, mientras el mercado estadounidense se cerraba por la imposición de gravámenes exorbitantes, Europa se disponía a reabrir su espacio al productor local, luego de casi cuatro años de estar vedado por la fijación de una tasa del 24,6% contra el biocombustible argentino. En 2015, la participación de exportaciones a UE sobre el total de biodiésel exportado por Argentina se redujo drásticamente al 1%.

Al respecto, Faurie agregó que, el martes pasado, "hubo una reunión entre el representante de la embajada argentina con el secretario de Comercio de Estados Unidos, Wilbur Ross, y hay un camino a seguir pero habrá que afinar mucho las negociaciones entre nosotros y el sector privado, pero estamos bien encaminados".

Desde la cartera que conduce Faurie se subrayó: "El biodiesel es parte fundamental de la cadena de valor del complejo oleaginoso argentino, que tiene una gran competitividad a nivel internacional y es de singular impacto económico para las economías provinciales, generando valor agregado, empleo e ingreso de divisas".

En ese sentido, la consultora sostuvo que si Argentina "logra repetir los niveles de exportaciones de 2011 y 2012, se compensaría casi la totalidad del cierre del mercado de Estados Unidos que alcanzó 1,5 millones de toneladas en 2016".

El biocombustible representa el 2% de las exportaciones argentinas. Enap Sipetrol viene operando en la Cuenca Austral hace más de 26 años y las inversiones en este nuevo bloque se suman a los más de U$S 315 millones del Proyecto Incremental Área Magallanes (PIAM), cuyo objetivo principal es aumentar la producción de gas natural y petróleo crudo asociado del yacimiento off shore que opera la compañía en la boca oriental del Estrecho de Magallanes.

En ese entonces, Europa representaba el 90 por ciento del mercado de biodiésel argentino.