Cultura

Peritos señalan que Pablo Neruda no murió de cáncer

Peritos señalan que Pablo Neruda no murió de cáncer

"La caquexia por cáncer está descartada".

Los peritos, encabezados por el español Aurelio Luna, dejó en claro que "lo que es rotundamente cierto, al 100 por ciento, que el certificado (de muerte) no refleja la realidad del fallecimiento".

Los forenses confirmaron que Neruda lo padecía, pero consideran que no suponía riesgo de vida.

Por lo que explicó que "en un año tendríamos una respuesta completa y clara de los estudios del perfil genómico bacteriano", ya que se trata de una toxina cultivada en laboratorio, por lo que no se descarta una intervención de terceros.

"Es evidente que se espera ante la intervención de un tercero y que se haya administrado con una causa criminal", precisó.

Con los resultados disponibles ahora "no podemos ni excluir ni afirmar la naturaleza natural o violenta de la muerte de Pablo Neruda", afirmó Luna.

Carrozas añadió que "las conclusiones apuntan a un tema que fundamentalmente tienen relación a una nueva toxina, que a su vez requiere de otros análisis que nos permitirán tener una conclusión definitiva" que hoy "no tenemos". Y además, existe la posibilidad de que "terceros" hubieran intervenido en su muerte.

"Que el certificado de defunción sea falso indica que era una operación para evitar que Neruda saliera vivo del país", afirmó.

Los peritos iniciaron el lunes pasado sus trabajos en el marco de un panel "Genómico-Proteomico", instancia donde entregaron las conclusiones de sus investigaciones con el objetivo de "armar el puzzle" sobre la muerte del vate en base a sus aportes científicos.

Desde el 2011, tras una denuncia de un empleado del poeta, está abierta una investigación judicial para aclarar si murió de cáncer o fue envenenado por agentes de la dictadura de Pinochet. El grupo de expertos llegó a la conclusión que la bacteria cancerígena no fue la causa de del fallecimiento del ganador del premio nobel de literatura.

Según una de las versiones, que no puede ser comprobada debido a la desaparición de su historial médico, Neruda habría sido inyectado con sedantes en el abdomen para mitigar los dolores, lo que le habría provocado un shock que lo llevó a la muerte.

El certificado de muerte emitido por la clínica Santa María creó la alternativa a esta alteración derivada de un cáncer prostático.

"Expertos forenses determinaron que el líder comunista y poeta chileno, Pablo Neruda, no murió por enfermedad".