Global

Ejército y PF toman la SSP estatal de Chilpancingo

Ejército y PF toman la SSP estatal de Chilpancingo

La Policía Estatal y Ejército tomaron el control de la seguridad del municipio de Chilpancingo, luego de que policías preventivos fueron desarmados mediante un operativo.

Pasadas las 18:00 horas del jueves, el titular de la Secretaría de Seguridad Pública estatal, Pedro Almazán Cervantes; el secretario general de Gobierno, Florencio Salazar Adame; el titular de la Fiscalía General del Estado, Javier Olea Peláez, y el comandante de la 35 Zona Militar, José Francisco Terán Valle dirigieron un mensaje a los medios de comunicación.

En conferencia de prensa en la residencia oficial Casa Guerrero, el funcionario estatal precisó que se realiza una revisión del personal, armamento, patrullas y equipo de radiocomunicación de la corporación, debido a que la Fiscalía General del estado (FGE) investiga a policías municipales presuntamente implicados en hechos delictivos, como privación ilegal de la libertad, desaparición de personas y homicidio calificado.

Participaron 150 elementos y 20 patrullas de la Policía Estatal; 60 integrantes del Ejército Mexicano y 10 vehículos oficiales, así como 120 elementos y 18 patrullas de la Policía Federal, sin que se presentara ningún incidente.

De acuerdo con la versión de los familiares, los jóvenes fueron detenidos por la Policía Preventiva de Chilpancingo, en las inmediaciones de la feria de Navidad y Año Nuevo, luego de un altercado y fueron llevados a barandilla.

El fiscal general Xavier Olea Peláez dijo que a las 15:30 fueron localizados los cuerpos de dos hombres, identificados como Jorge Arturo y Marco Eduardo.

Dio a conocer que una persona de nombre Miltón "N", quien dijo ser su amigo, pagó la multa impuesta a los dos jóvenes y después se retiraron de las instalaciones de la Policía Municipal y fue hasta este día que se supo del paradero de los dos jóvenes.

Los elementos federales instalaron mallas metálicas alrededor de las instalaciones del cuartel municipal e impidieron la entrada y salida de personas del lugar.