Medicina

Ministerio de Salud confirma segundo caso en Perú — Sarampión

Ministerio de Salud confirma segundo caso en Perú — Sarampión

El Ministerio de Salud confirmó hoy un nuevo caso de sarampión en territorio nacional.

Un comunicado del Ministerio de Salud (Minsa) indicó que la información fue confirmada por el Centro Nacional de Epidemiología, Prevención y Control de Enfermedades después de que el análisis de una muestra de sangre tomada al adolescente y enviada al Instituto Nacional de Salud confirmara el contagio.

Según el reporte de dicha dependencia del Minsa, el joven presentó fiebre y ronchas en el pecho y en la espalda. Luego de ello, el personal de salud de la Dirección Regional de Salud de Puno realizó un seguimiento de su entorno.

Asimismo, los brigadistas también ubicaron a las personas que tuvieron contacto en los últimos días con el adolescente, incluido el personal de salud que lo recibió en el Hospital Carlos Monge Medrano de Juliaca, quienes hasta el momento no presentan fiebre ni erupción de ronchas.

Ante el caso, un equipo de epidemiólogos viajará a Puno, a unos 1.300 kilómetros de Lima, para fortalecer las acciones de vigilancia y control epidemiológico en esa región, fronteriza con Bolivia. Se trata de un varón de 46 años que vive en el Callao y viajó a Puno entre el 5 y 14 de febrero por la fiesta de la Virgen de la Candelaria. "Para que vean la diferencia, una persona con sarampión puede contagiar a 15 a su alrededor, mientras que alguien que está con una fuerte gripe contagiará solo a 2", dijo en RPP.

"Los niños menores de 5 años, que no hayan sido vacunados contra el sarampión, deben ser llevados a un establecimiento de salud para recibir la vacuna y así prevenir que contraigan la enfermedad", refirió el especialista.

De igual modo, recomendó evitar la automedicación, tomando aspirinas, antiinflamatorios o analgésicos para calmar los síntomas de este mal.

Por ello saludó la declaratoria de alerta sanitaria en el país y la búsqueda que está haciendo el personal de salud de casos sospechosos, lo que ha llevado a visitar más de 5,000 viviendas en Puno sin encontrarse otros casos más.