Economía

China ofrece concesiones para aplacar la disputa comercial con EE.UU

China ofrece concesiones para aplacar la disputa comercial con EE.UU

El miércoles pasado, Pekín anunció un plan para imponer aranceles de 25% a la importación de 106 productos estadounidenses valorados en 50 mil millones de dólares.

En ventanillas bancarias, el billete verde se vendió en 18.60 pesos, es decir, cinco centavos más caro respecto al cierre previo, y a la compra se ubicó en 17.80 pesos, según la cotización de Citibanamex.

No obstante, Trump dijo que él y el líder chino, Xi Jinping, "siempre serán amigos, sin importar que suceda con nuestra disputa sobre comercio".

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, agradeció este martes a su par chino, Xi Jinping, su compromiso de reducir los aranceles a las importaciones estadounidenses, en un fresco intercambio de señales conciliadoras entre Washington y Pekín, inmersos en un conflicto comercial.

China argumenta en su denuncia que las medidas estadounidenses violan el GATT y el Acuerdo de Salvaguardias porque Estados Unidos "no ha formulado una determinación adecuada ni ha dado una explicación razonada" sobre los motivos que le han llevado a imponer las tarifas adicionales a los productos de acero y aluminio chinos. "La puerta de China se está abriendo, no cerrando, y sólo se va a abrir más y más", insistió el mandatario.

A las 1447 GMT, los futuros del petróleo referencial Brent subían US$1,77, o 2,62%, a US$70,43 el barril, mientras que los del West Texas Intermediate de Estados Unidos (WTI) mejoraban US$1,72, o 2,68%, a US$65,11.

"El discurso del presidente Xi podría crear una plataforma muy buena para iniciar un diálogo entre Estados Unidos y China en la OMC para alcanzar un acuerdo sobre derechos de propiedad intelectual que aborde las preocupaciones de Estados Unidos", dijo Biswas.

Estas declaraciones de Xi esclarecen más la posición de China ante el proteccionismo y la escalada de presiones comerciales de Estados Unidos contra las importaciones nacionales, bajo el pretexto de que las introduce de forma desleal en el mercado norteamericano.

El presidente chino también prometió medidas específicas para proteger la propiedad intelectual.

El vocero del Ministerio de Comercio, Gao Feng, calificó las acciones estadounidenses como "extremadamente equivocadas" e injustificadas.

"No estamos en una guerra comercial con China, esa guerra se perdió hace muchos años por las personas tontas o incompetentes que representaban a los EE.UU.", dijo.

China fomenta una mayor conexión con el resto del mundo y quiere apoyar una globalización que sea abierta y positiva para todos, añadió.