Cultura

A los 93 años, se apaga la voz de Dolores Pradera

A los 93 años, se apaga la voz de Dolores Pradera

La cantante y actriz española María Dolores Pradera ha fallecido este lunes en Madrid a los 93 años.

Además, la prestigiosa cantante y actriz recibió el Premio Nacional de Teatro, la Medalla de Bellas Artes, así como el Premio Lara (1992), la Medalla de Oro de Madrid al Mérito Artístico (1987) o el Premio Orquídea en (1993).

Ligada desde su primera infancia a Iberoamérica, su familia se mudó a Chile cuando ella contaba únicamente con seis años, pues su padre mantenía negocios en el país sudamericano.

Pradera, gran difusora de la canción española y de la música de Latinoamérica, fue la intérprete de reconocidos temas como 'Fina estampa', 'La flor de la canela', 'Amarraditos' y 'Pa' todo el año', entre muchas otras.

Allí se ha podido ver a su hija Helena Fernán Gómez, fruto del matrimonio de la cantante con el actor Fernando Fernán Gómez, del que se separó en 1957, tras doce años casados.

Su carrera artística comenzó en el cine en 1941 como extra en la película 'Porque te vi llorar', aunque también actuó en teatro con versiones de 'La Celestina', 'María Pineda' o 'Fortunata y Jacinta', pero fue en su faceta de cantante donde logró su fama internacional.

Desde su juventud, María Dolores Pradera mostró su talento para la interpretación y la música. Prueba de ello son los cerca de 30 discos de oro recibidos a lo largo de su carrera.

Su primer disco llegó en noviembre de 1960 y en su trayectoria musical -gran parte de ella unida a los Sabandeños- está presente la obra de Chabuca, Horacio Guaraní, Mercedes Sosa, Sánchez Ferlosio, Amancio Prada o Carlos Cano.

Algunos de sus temas más destacados con 'Quisiera amarte menos', 'Toda una vida', 'En un rincón del alma', 'Dos amores Limeña' y 'Tú que puedes vuélvete'. 'Al cabo del tiempo' (2006) fue su siguiente disco de estudio grabado junto a Los Sabandeños, su grupo de siempre. Sin embargo, Maria Dolores Pradera sufrió una grave enfermedad en 1984, por la que tuvo que ser hospitalizada, y que le obligó a dejar los escenarios, reapareciendo en 1987 tras superar la dolencia.