Cultura

"Nunca encontraré un personaje mejor para mí que Deadpool" — Ryan Reynolds

"Comenzó como una idea. ¿Qué tal si hacemos una película de Deadpool?".

El film de David Leitch mantiene un buen equilibrio entre acción y comedia con algo de drama con una historia en la que el superhéroe tiene que superar lo que ha perdido pero también a la posibilidad de mejorar, ayudando a un adolescente con superpoderes que corre el riesgo de seguir el mal camino, interpretado por el talentoso Julian Dennison (Hunt for the Wilderpeople).

Muertes, sangrientos enfrentamientos y las bromas de índole sexual, convierten a Deadpool 2 en una ficción para adultos.

Josh Brolin vuelve a la piel de un villano ahora como Cable, después de haber dado forma a Thanos en Avengers: Infinity War, y aunque el nominado al Oscar hace un trabajo decoroso, se percibe que se pudo haber explotado un poco más al personaje, carece de capas como se indica en el cómic, luce un poco caricaturizado, pero eso es problema del guión y no de Brolin. Aun así, ninguna de estas nuevas dimensiones le han quitado lo valemadrista. Ambos personajes son sarcásticos y casi indestructibles.

Deadpool y Coloso en una imagen de la película'Deadpool 2
¿Por qué le pidió perdón Deadpool a David Beckham?

"Comenzó como una idea. ¿Qué tal si hacemos una película de Deadpool?".

Deadpool está de regreso. Otro es la interacción con los X-Men "serios". La historia de Wade Wilson, si quiere sobrevivir, tendría que avanzar de la mano de un equipo, pues los chistes y guiños ya están peligrosamente cerca a sentirse gastados, reciclados y una tercera parte en solitario podría fácilmente quedarse sin ese "punch" que lo ha hecho tan especial. "Dos películas y ya".

De nueva cuenta Ryan Reynolds encarna este personaje para mostrarse en su terreno fértil donde desplegará todas sus habilidades y se crea una sinergia entre Deadpool y el propio Ryan, siendo divertido e irreverente con un gran corazón y mucha compasión.